Es mentira que los muertos no hablen

Tú no sabes amar,te podría ofrecer mi cuerpo y hasta mi alma en Santo Sacrificio,pero no me pertenecenni el uno, ni la otra,aún así podría,como una falsa promesa, como quien promete la luna,o un futuro inalcanzable,y rodearme de manjares exquisitos,agasajarte, decirte, como Cristo:"Tomad y comed, este es mi cuerpo, que será entregado por vosotros".Que el… Seguir leyendo Es mentira que los muertos no hablen

Los días mediocres

Entro a trabajar a las 14.00 en la otra punta de un Madrid a 40 grados. Por la mañana he empleado las horas disponibles en: estirar, hacer recados, recoger la casa, desayunar, preparar la cena que llevaré en un tupper y planchar. Después me he duchado, vestido y me he chutado con enantium porque tengo… Seguir leyendo Los días mediocres